Si Súbeme la radio fue la canción más exitosa de 2017 y Lo malo, la del 2018 no podemos negar que Soltera ha sido el ganador indiscutible de este verano.

Nos puede gustar más o menos el éxito de Lunay, Daddy Yankee y Bad Bunny pero es indiscutible que el “…estar soltera está de moda, por eso ella no se enamora…” ha hecho bailar a miles de personas en todas las fiestas del año.

 Cientos de mujeres se han sentido identificadas con las frases de esta canción y es que parece que realmente de un tiempo a esta parte, estar soltera está de moda.

En 1993 surgió en China el Día Nacional de la Soltería, celebrado el 11 de noviembre y a día de hoy cuenta ya con unas recaudaciones de ventas similares a las del 14 de febrero.

Recuerdo cuando hace años asistí a un curso de Marketing y una de las ponentes nos dijo una frase que se me quedó grabada:

“No vivimos en una era de cambios sino en un cambio de era”

Y es cierto, las nuevas generaciones poco o nada tienen que ver con las de nuestros padres y abuelos, somos mucho más libres, abiertos y revolucionarios.

Triunfan conceptos como el nomadismo digital, el poliamor, el feminismo (sí, lo sé, esto no lo hemos inventado nosotras, pero es algo que hay que reconocer que hoy en día, también está de moda), la ecología y sí, también la soltería.

estar soltera está de moda

¿Por qué estar soltera está de moda?

Porque estamos en una era de libertad. Durante milenios, se nos ha obligado a contraer matrimonio, a depender de un hombre, a pertenecerle; y ahora ya no es necesario. Por primera vez en la historia no somos de nadie, somos libres. Tenemos el mundo a nuestros pies y aunque aún falta por luchar, nunca en toda la historia hemos tenido tanta igualdad como hoy en día, y queremos aprovecharla.

Porque el amor propio triunfa. Si bien hace unos años hablar de trastornos, de terapias y de problemas era impensable, hoy en día hablamos sin tapujos de la salud mental, de que vamos al psicólogo y de que tenemos (o no) la autoestima baja. Hemos aprendido el concepto del amor propio y nos ha gustado tanto que ya no queremos soltarlo. Queremos ser mejores, y amarnos a nosotras primero y eso, no siempre es compatible con tener pareja, porque queremos ponernos a nosotras primero.

Porque nos hemos vuelto más exigentes. Los estándares van cambiando y si hace unos años bastaba con, como diría la famosa canción de Solera, que tuviera dinero y estuviera en buena posición, un hombre rico y serio; hoy en día nos queremos más y por eso exigimos más. Queremos un hombre culto, que nos haga reír, que se autoproclame feminista y no ría los chistes sexistas de sus amigos, que sea abierto de mente. Ya no nos conformamos con cualquier cosa.

Porque queremos experimentar. Como comentaba más arriba, ahora somos libres y eso también nos hace querer probar más. Queremos experimentar en el amor y en el sexo. Podemos equivocarnos y queremos hacerlo.

Y tú, ¿crees que estar soltera está de moda?

Apúntate a nuestra newsletter y…

 Recibirás contenido de calidad y cero SPAM.

 Te enterarás en primicia de cualquier lanzamiento que hagamos.

 Aparecerán en tu bandeja de entrada regalitos sorpresa de vez en cuando 😊

 Una guía gratis para aprender a hacer La Rueda de la Vida será tuya al instante.

¿Damos juntos el primer paso?