Llegan las Navidades y para muchas de las que me leéis más que un período de disfrute y desconexión, es un momento de estrés y agobio.

Por eso hoy, quiero dejarte en el blog unas ideas de regalos navideños para mimarte y darte mucho amor propio.

Una tarde de lectura

3 regalos de amor propio lectura

Hablando con mis amigas sobre libros siempre surge la misma queja: ay, me encanta leer y tengo una larga lista de libros, pero no tengo tiempo.

Vamos tan aceleradas a todas partes, siempre hasta arriba de asuntos más importantes que hacer que se nos olvida guardar pequeños ratitos de mimo para nosotras mismas.

Por eso, quiero recomendarte que estas navidades te guardes un ratito de lectura para ti.

Coge la manta más suave que tengas por casa, un rincón en el que nadie te moleste, unas velitas que huelan a magia y ese libro que lleva meses esperándote.

Y si no hay ninguno, aquí te dejo tres opciones de libros que abrazan.

la magia de ser sofia

La magia de ser Sofía
Elísabet Benavent

la casa de las olas

Un baño relajante

3 regalos de amor propio baño relajante

La gente a la que no le gustan los baños relajantes es la gente que nunca ha probado un baño relajante.

Nadie y repito, absolutamente nadie, en el mundo puede decir que un baño relajante no es la octava maravilla del mundo.

Llenar la bañera de agua hasta empañar los espejos, una bomba de baño o unas sales, unas velas para crear ambiente y algo de música suave y tenemos la tarde perfecta.

Además de esto, también podemos añadir a la tarde, algunos mimitos para nuestra piel y hacernos alguna mascarilla o pintarnos las uñas de un color cálido.

Un curso de amor propio

No hay mejor regalo para una misma que una pizca de amor propio, de ese que nos haga un poco más fuertes, más valientes y que no permita que nadie nos pisotee.

Para ello, podemos apuntarnos a una academia de amor propio, regalarnos unas sesiones con una psicóloga o adquirir mi curso “Un año de autoestima” que sale en enero de 2020.

Y tú, ¿cómo te regalas ratitos de amor propio?